Por MELVA LAVIN

Especial para El Nuevo Heraldo

Si alguien le comentara a Usted que escribir un libro le podría tomar más de 20 años, lo más probable es que desistiría de escribirlo. Para el escritor texano, Rudy Ruiz, cuyo anhelo desde la niñez fue ser escritor, el presentar su primera novela “The Resurrection of Fulgencio Ramirez” (La Resurrección de Fulgencio Ramírez), es la conclusión de 22 años de trabajo.

“Siempre pensé que quería escribir novelas pero me esperé a sentir que tenía suficiente experiencia en la vida para poder escribir algo con sustancia,” dijo Ruiz durante una entrevista telefónica en el marco del inicio del Mes de la Herencia Hispana.

Ruiz escribió la primera mitad de “La Resurrección de Fulgencio Ramírez” en las primeras tres semanas después del nacimiento de su hija en 1998. La segunda mitad de la novela le tomó dos meses más y, a pesar de que estuvo a punto de publicarla en varias ocasiones, las imprentas no lo hacían.

Ruiz tendrá una lectura virtual y presentación oficial de su libro el martes 22 de septiembre de 5 p.m. a 7 p.m. en Twig Bookstore, San Antonio.

Fulgencio es un personaje complicado que fue evolucionando con el paso de los años y quien estuvo basado en parte por las experiencias vividas por el padre de Ruiz.“Llevo 22 años cultivándola. En distintas ocasiones regresaba a la novela y la volvía a editar, a hacer cambios, a mejorar conforme yo mismo tenía perspectiva sobre la vida,” dijo Ruiz.

“Con el paso del tiempo yo trataba de comprender la mente y le corazón de mi propio padre, algo que es muy difícil hacer,” comentó el autor nacido en Brownsville, Texas. “Fulgencio tiene una parte de su ser que está lleno de coraje y eso es algo que ví en mi padre. Sentía que tomaba toda su paciencia para controlar su coraje, para no ser violento. Él falleció en 2015 y nunca comprendí al 100% de donde veía ese coraje, pero siempre sospeché y pensé que venía de experiencias duras que vivió en su niñez y juventud.”

Ruiz agradece ser escritor a su madre quien le enseñó a amar la lectura. De su madre, quien tiene actualmente 80 años de edad, él dice que es un ejemplo de paciencia, dedicación y amor a su familia e hijos.

En general, “La Resurrección de Fulgencio Ramírez” tiene tres fuentes de inspiración. Primero, los cuentos que le contaba su padre, las raíces culturales en la frontera, y el amor.

“El amor lo traté de inspirar en mis propias experiencias estando casado por 25 años con mi esposa, y traté de traer esa experiencia de querer a alguien y de cambiar para ser mejor esposo, pareja o persona.”

“La Resurrección de Fulgencio Ramírez” es una publicación de Blackstone Publishing que presenta como Fulgencio debe sobrepasar varios obstáculos, incluyendo una maldición existente en su familia, para alcanzar sus metas.

El libro se desarrolla en un punto fronterizo en la década de los 80s que bien pudiera recordarle a la frontera que comparten Matamoros/Brownsville o Nuevo Laredo/Laredo. La versión en inglés del libro cuenta con palabras, dichos y frases en español. La imprenta también está presentando una versión de la novela completamente en español.

“Quería que fuera un cuento universal donde cualquier persona puede encontrar aspectos que le llegan al corazón o le llaman la atención,” sostuvo Ruiz. “Creo que para el lector latino, de ascendencia mexicana, le sería encantador leer el libro porque te recuerda de tu niñez, de tus padres, de la música, de las películas. Y si eres más joven es una oportunidad para conectar con esa parte de nuestra historia y cultura y empezar a explorarla un poco más.”

Ruiz dijo que en Fulgencio explora qué es lo que lleva a una persona llena de pasión por la misma, a ser tan terco y obsesionado.

“En la vida real si uno deja de ser tan terco o tan lleno de coraje, y se dirije de una forma positiva, uno puede hacer mucho más de su vida,” concluyó el autor.

Ruiz tendrá una lectura virtual y presentación oficial de su libro el martes 22 de septiembre de 5 p.m. a 7 p.m. en Twig Bookstore, San Antonio. Después del lanzamiento oficial, tendrá más presentaciones en lo que resta del año.