Atleta de Lopez toma entrenamiento básico del Army National Guard

 

Muchos entrenadores han enfatizado la importancia de que los atletas estén lo suficientemente motivados y disciplinados para mantenerse en forma solos desde casa en este tiempo libre prolongado debido a la pandemia de COVID-19.

El entrenador de futbol americano de Lopez, Armando Gutiérrez, no tiene que preocuparse de que Isaías Lucio esté listo. Lucio, quien es un estudiante de último año, usó su verano para completar su entrenamiento básico con la Army National Guard en Fort Benning en Columbus, Georgia.

Lucio se presentó para la capacitación básica de 12 semanas el 1 de junio y se graduó el 21 de agosto. Quiere ir a la universidad para convertirse en maestro de arte, y sintió que la “opción dividida” dirigida a los estudiantes de tercer año de preparatoria que ofrece la Guardia Nacional le dio una ayuda para hacer eso y para prepararse para su última temporada de fútbol americano.

“Estaba pensando en cómo lo haré para la universidad, porque aquí con mi familia, realmente no tenemos mucho. Lo hice para ayudar a mi familia”, dijo Lucio. “Fue divertido, realmente lo disfruté. Conocí a muchos amigos de todas partes”.

El entrenamiento básico fue la primera prueba de Lucio de estar fuera de casa por un largo período de tiempo. Dijo que fue una experiencia desafiante pero beneficiosa. Además de volverse más fuerte físicamente, Lucio dijo que su fortaleza mental creció al superar los momentos difíciles.

“Viene con mucha presión, ser puesto al límite por los sargentos de instrucción”, dijo Lucio. “Aprendimos a confiar en su equipo y tener fe, hacer lo que te dicen y a partir de ahí. Mentalmente, sí, definitivamente me hizo más fuerte, y también físicamente. Pero esa parte me mató. Seguí diciéndome a mí mismo que debía llegar a otro domingo, porque ese era nuestro día libre”.

Lucio dijo que el entrenamiento básico lo preparó para ser un líder de los Lobos cuando regresen al campo para su tercera temporada varsity. Gutiérrez dijo que Lucio ya era un líder natural y que la experiencia solo agudizó sus habilidades. Gutiérrez le dio crédito al coordinador defensivo Bruce Castro por moldear a un atleta que dijo que nunca se echa atrás ante un desafío.

“Ese chico siempre está en el punto. Él es un chico de ‘Sí señor, no señor’. Si le dices que atraviese una pared de ladrillos, él dice: ‘¿Qué tan fuerte y qué tan rápido?’, Nunca dice que no”, dijo Gutiérrez. “Se compromete con todo. Él va más allá por todo”.

Lucio juega como ala defensiva de los Lobos, y Gutiérrez dijo que aunque es más pequeño que el liniero defensivo promedio, se esfuerza en cada jugada y siempre les dice a sus entrenadores: “Lo haré mejor, señor”. Gutiérrez elogió la mentalidad y personalidad de Lucio, y está contento de tener al senior de regreso una temporada más para ser un modelo a seguir para el equipo.

“Creo que la experiencia le abrió la mente a más posibilidades de lo mucho que puede esforzarse”, dijo Gutiérrez. “Él dijo: ‘Volveré como un mejor hombre’, y yo dije: ‘Ya eres un mejor hombre, solo te convertirán en un hombre más inteligente, un hombre más centrado y un hombre en mejor forma’. Él personifica el liderazgo de servicio y, no importa qué, él practica lo que predica. Motiva al equipo como ningún otro”.