Se quejan ciudadanos por mantener abiertas las pulgas

“Para cerrar el mercado de pulgas, sería muy difícil hacerlo porque el gobernador Abbott ha declarado que todas las tiendas minoristas pueden permanecer abiertas al 50%”

En un día cualquiera entre las 7:45 a.m. y las 4 p.m., los conductores que se dirigen hacia el oeste por el Expressway 83 en Alamo echarán un vistazo al bullicioso mercado de pulgas de Alamo, el estacionamiento lleno de autos y los terrenos llenos de compradores.

Esta sería una vista común en cualquier ocasión normal, pero en medio de una pandemia mundial, ha sorprendido a los residentes del Condado de Hidalgo que se han comunicado con el juez del condado Richard F. Cortez. Durante una entrevista esta semana con Futuro RGV, Cortez explicó que la aplicación de las reglas de distanciamiento social depende de los municipios locales. El juez dijo que todo lo que puede hacer es transmitir esa preocupación con respecto a la seguridad del establecimiento a los líderes locales de la ciudad.

“Cuando recibo llamadas, y recibo llamadas casi a diario, quejándose del mercado de pulgas en Alamo, lo único que puedo hacer es llamar al alcalde y decirle: ‘Oye, la gente se queja de que tu mercado de pulgas está abierto’”. Cortez dijo el viernes. “Se nos ha informado que en realidad han ido para allá. Dicen: ‘Oye, todos usan una máscara, distanciamiento social, así que no sé cuál es el problema porque todos están haciendo lo que se supone que deben hacer’ “.

Cortez dijo que el condado no puede hacer cumplir su orden porque cada municipio es una ciudad soberana. Las reglas como el distanciamiento social y no reuniones de más de 10 personas es responsabilidad de la ciudad de Alamo el hacerlas cumplir.

Cuando se le preguntó sobre estas preocupaciones, el administrador de la ciudad de 

Alamo, Robert “Bobby” Salinas, recordó que el gobernador Greg Abbott permite que todas las tiendas minoristas estén abiertas al 50% de su capacidad.

“En su declaración u órdenes ejecutivas, (los mercados de pulgas) no se han establecido específicamente que deben cerrar como lo hizo con los bares”, dijo Salinas. “Para cerrar el mercado de pulgas, sería muy difícil hacerlo porque el gobernador Abbott ha declarado que todas las tiendas minoristas pueden permanecer abiertas al 50%”. Salinas dijo que tanto el departamento de policía como el departamento de bomberos visitan el mercado de pulgas al menos dos veces por semana, así como el jefe de bomberos del condado, y han observado que todos están en cumplimiento. “Todos usan máscaras, tienen su separación, por lo que es difícil decirle al dueño de una propiedad que tiene que cerrar cuando cumple con los requisitos mínimos”, dijo Salinas. “Incluso tenemos un lugar donde el Departamento de Policía debe salir con ropa de civil, y si alguien no está usando su máscara, primero le dará una advertencia. Si vuelven a ver a la misma persona, les darán una multa”.

La orden del condado menciona los mercados de pulgas, pero solo pide el cumplimiento de los requisitos de mascarilla facial y distanciamiento social. “No dice específicamente que tengan que cerrar”, dijo Salinas. “Creo que somos los que recibimos más críticas porque el mercado de pulgas está justo al lado de la autopista, por lo que es muy visible. Tienes mercados de pulgas en McAllen, Donna, Alton, Mercedes y solo escucho sobre nosotros. Sé que algunos de ellos probablemente estén cerrados, pero se cerraron voluntariamente. Si los propietarios quisieran, podrían mantenerlos abiertos”.

Otro comercio minorista que sigue teniendo un gran volumen de clientes es La Plaza Mall en McAllen.

Al igual que el mercado de pulgas de Alamo, Cortez dijo que depende del gobierno de la ciudad local hacer cumplir las reglas, por lo que permanece abierto.

“Por eso es tan importante para nosotros trabajar juntos como comunidad”, dijo Cortez. “Esto es un monstruo. Tendremos más de 500 pruebas positivas adicionales (viernes) y cerca de 20 muertes. Esta cosa no se ha ido. Sigue siendo algo muy serio. La única forma en que podemos vencerlo es cooperando todos”.

Cortez enfatizó que quiere que las empresas permanezcan abiertas, pero quiere asegurarse de que sean seguras para los empleados y los clientes.

“Si eres un individuo y tienes que salir a comprar y hacer cosas diferentes, entonces ponte una máscara y toma precauciones”, dijo Cortez. “Y en las reuniones sociales, si no tienes que ir de fiesta, entonces no festejes ahora mismo. ¿Por qué correr el riesgo? He estado en casa refugiándome. Me iré para ir a buscar algo de comida o tener una reunión, pero trato de quedarme en casa tanto como sea posible.

“Esta cosa todavía está aquí. No se ha ido. Tendremos que aprender a vivir en este mundo tóxico en el que estamos”.

fjimenez@themonitor.com