Las calles se vieron casi vacías el sábado en todo Brownsville mientras los residentes se preparaban para las fuertes lluvias generadas por el huracán Hanna llenando sus tanques de gas, comprando agua y velas y empacando una bolsa con artículos esenciales en caso de inundaciones severas que crearían la necesidad de evacuar.

“El principal impacto de este huracán será una lluvia torrencial muy fuerte y esperamos cantidades de 6 a 12 pulgadas, cantidades localmente más altas, tal vez tan altas como 15 a 18 pulgadas en el peor de los casos”, dijo Geoffrey Bogorad, senior pronosticador con el Servicio Meteorológico Nacional.

“Manténgase alejado de las carreteras, quédese en casa, prepárese para ir a lugares más altos … si las inundaciones inundan sus hogares y negocios y simplemente controle lo último del Servicio Meteorológico Nacional”.

Narda Flores, que estaba llenando su tanque de gasolina el sábado, dijo que se está preparando en caso de que tenga que evacuar su casa con sus dos hijos.

“Simplemente me gusta estar lista para el peor de los casos”, dijo. “Mi esposo me dijo que no entrara en pánico y que no me preocupara demasiado, pero dije ‘estoy empacando nuestras maletas con nuestras cosas más valiosas para que podamos agarrarlas y salir'”.

Se esperaba que los residentes del Valle del Río Grande despertarán hoy con hasta 18 pulgadas de lluvia a medida que el huracán Hanna se hizo grande y continuó fortaleciéndose constantemente con vientos máximos de 80 mph el sábado.

El Servicio Meteorológico Nacional informó que el principal impacto de este huracán será una lluvia torrencial muy fuerte con lluvia localizada de hasta 15 a 18 pulgadas en el peor de los casos.

Los funcionarios de la ciudad dijeron que están preparados para Hanna y que usarán autobuses en caso de rescates de emergencia. También están preparados para usar cúpulas como refugio de emergencia en caso de inundaciones severas.

La Cruz Roja estaba planeando usar hoteles como refugio, pero como no había habitaciones de hotel disponibles, usarán refugios regulares de hasta el 50 por ciento de capacidad debido a COVID-19. La ciudad de Brownsville dijo que en caso de inundaciones severas también trabajarán con la Cruz Roja.

“La tormenta tropical Hanna ahora es el huracán Hanna, no va a ser un golpe directo para nosotros, pero aún traerá fuertes lluvias, algunos vientos fuertes, así que mantente seguro y ata todo lo que pueda estar afuera”, dijo el alcalde Trey Méndez en un video publicado en sus cuentas de redes sociales.

“Si no lo ha hecho, tome fotografías del exterior de su casa, del interior de su casa, en caso de que tenga que hacer un reclamo de seguro. Manténgase seguro, protéjase, proteja a su familia y vamos a obtener a través de esto.”

El promedio de lluvia fueron de 2 a 3 pulgadas por hora posible, durante varias horas durante el sábado por la tarde hasta hoy temprano. El Servicio Meteorológico Nacional dijo que es probable que haya inundaciones catastróficas en algunos lugares del Valle del Río Grande, similares a las del huracán Dolly en 2008.

“Todos deben estar preparados y si hay avisos de evacuación de los funcionarios locales para seguir esas advertencias y si alguien tiene problemas para llamar al 911 en caso de emergencia”, dijo Bogorad.

La Junta de Servicios Públicos de Brownsville activó su centro de operaciones de emergencia el viernes por la noche. Las autoridades dijeron que están preparados y listos para manejar los problemas inminentes relacionados con la tormenta que se esperan debido al huracán Hanna.

“En caso de interrupciones del servicio de energía, agua o aguas residuales debido a líneas eléctricas caídas o causas naturales, los empleados de BPUB están capacitados y listos para restaurar los servicios de electricidad, agua y aguas residuales a Brownsville. Los equipos serán enviados una vez que las condiciones se consideren seguras”, dijo BPUB en un comunicado de prensa

El personal y los equipos de BPUB permanecerán en servicio durante la tormenta y trabajarán para restaurar los servicios públicos tan pronto como pase el peligro. Los clientes pueden llamar al 956-983-6100 para interrupciones del servicio y emergencias.

El zoológico Gladys Porter dijo que se preparan para los huracanes al reducir los niveles de agua en las piscinas y todas las exhibiciones en las áreas de animales en caso de inundaciones, traen a los animales que necesitan estar adentro, especialmente animales peligrosos como tigres, osos, Grandes primates y leones. También se aseguran de que los generadores tengan suficiente gasolina en caso de un corte de energía y almacenan agua para los animales en caso de escasez de agua.

El zoológico está construido para ser a prueba de huracanes, por lo que la mayoría de las exhibiciones y las islas que tenemos se levantan en caso de inundación y tenemos muchos muros de concreto fuertes para resistir el viento “, Clint Guadiana, curador de herpetología y director de seguridad en el Zoológico Gladys Porter, dijo.

Para seguir el huracán y para obtener más información, visite weather.gov/rgv.

nreyna@brownsvilleherald.com