Solicitantes de asilo bloquean puentes para exigir agilizar sus procesos - El Nuevo Heraldo: Noticias Locales

default avatar
Welcome to the site! Login or Registrate below.
|
No te?||
Logout|Mi panel
Don't Miss:

Solicitantes de asilo bloquean puentes para exigir agilizar sus procesos

Print
Font Size:
Default font size
Larger font size

Posted: Friday, October 11, 2019 12:06 pm

MATAMOROS - Casi mil migrantes se reunieron el jueves para bloquear el tráfico en el punto medio de los puentes internacionales Gateway y B&M para exigir respuestas sobre sus casos de asilo.

El Puente Internacional Gateway, también conocido como Puente Nuevo, permaneció cerrado desde aproximadamente la 1:30 a.m. en ambas direcciones hasta las 4 p.m. el jueves. El Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza de EEUU dijo que el Puente Internacional B&M, también conocido como Puente Viejo, reanudó el tráfico a las 3:45 a.m. el mismo día.

CBP respondió con protocolos de seguridad y cerró las puertas que dividen los lados mexicano y estadounidense del puente.

“CBP ha respondido y el tráfico en B&MInternationalBridge se reanudó alrededor de las 3:45 a.m.”, dijo CBP en un comunicado enviado a The Brownsville Herald. “Aquellos participantes del MPP (Protocolo de Protección al Migrante) con audiencias en los tribunales de inmigración esta mañana serán reprogramados para una fecha posterior. CBP continúa monitoreando la situación y proporcionará actualizaciones”.

Más de 42 mil migrantes se ven obligados a permanecer en México bajo el Protocolo de Protección al Migrante de la administración Trump, informó Associated Press. No se sabe cuántos hay en Matamoros, pero el Equipo Brownsville alimenta a más de 500 todos los días y Jodi Goodwin, una abogada local que ayuda a los migrantes con sus casos de asilo, y su equipo ayuda a más de 800.

Andrea Morris Rudnik, cofundadora del Equipo Brownsville, dijo que había más de 2 mil personas esperando en Matamoros. El Equipo Brownsville proporciona comidas y otros artículos necesarios, como medicamentos, pañales y toallitas, a los solicitantes de asilo. También ayudaron recientemente con duchas móviles.

“Algunas personas han estado viviendo en el área de la Plaza desde mayo... muchos meses, y algunas incluso han estado allí más tiempo si llegaron antes y no pudieron cruzar el puente tan rápido. Solía ser dos meses que esperarías para solicitar asilo”, dijo Rudnik. “Estas personas han estado viviendo en una situación en la que no hay agua corriente, la mayoría de las veces no ha habido baños, han pasado por MPP y eso también trajo muchos cambios”.

Durante un período de tiempo, la Guardia Nacional mexicana estuvo presente allí y no permitieron que nadie subiera las escaleras (que conducen al río). Para muchas personas, el río era el lugar donde se bañaban, lavaban ropa. ... También solo el calor diario, están ahí con poca o ninguna sombra “.

El alcalde de Matamoros, Mario López, trató de llegar a un acuerdo con los migrantes en el puente y dijo que comprende cómo se sienten y las condiciones en las que han estado viviendo durante meses, videos en vivo de observadores en el espectáculo del puente.

“Entiendo cómo te sientes, has estado aquí durante meses y estamos haciendo todo lo posible, pero debes entender que estamos limitados como funcionarios mexicanos, porque los que autorizan el asilo político son las autoridades estadounidenses”, dijo López a los migrantes. “Somos solo parte de la cadena ... He ofrecido varias veces llevarlos a la Alberca Chávez (piscina pública) y al Mundo Nuevo (Centro de eventos Matamoros), los lugares están allí para acomodarlos mejor”.

López agregó que agregará más duchas y baños para acomodarlos mejor en el puente.

De los más de 2 mil migrantes que esperaban en Matamoros, menos de 300 participaron en el bloqueo del puente. RHP, de 52 años, un solicitante de asilo de Cuba que deseaba permanecer en el anonimato para protegerse, dijo en una entrevista la semana pasada que ha habido varias ocasiones en que otros solicitantes de asilo que viven en el puente lo invitaron a comenzar a bloquear el puente y exigir respuestas a los agentes estadounidenses.

“Me han dicho varias veces que deberíamos bloquear el puente y que pondrían a sus hijos al frente, de esa forma los agentes no les harán nada”. Pero siempre digo que no porque quiero hacer todo lo legal y no quiero que eso me afecte en mi caso de asilo “, dijo.

RHP ha estado esperando en el puente más de cuatro meses. Era abogado en Cuba y tuvo que irse porque el gobierno amenazó con matarlo. Uno de sus hijos ya está en los Estados Unidos con estatus de asilo.

“Nadie quiere salir de su casa solo porque les da la gana”, dijo. “Dejamos nuestras casas porque hay un gran problema. Si no hubiera problemas en casa, no habría necesidad de que estuviéramos aquí, sacrificándonos, viviendo en las calles, mojándonos y arriesgando a nuestros hijos a enfermarse. Si las cosas cambiaran en casa, volvería”.

nreyna@brownsvilleherald.com

© 2019 El Nuevo Heraldo. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten or redistributed.

Follow us on Facebook