Regiomontano entrena con los Cowboys - El Nuevo Heraldo: Deportes

default avatar
Welcome to the site! Login or Registrate below.
|
No te?||
Logout|Mi panel
Don't Miss:

Regiomontano entrena con los Cowboys

Print
Font Size:
Default font size
Larger font size

Posted: Monday, June 8, 2020 3:03 pm

HARLINGEN - Isaac Alarcón era bien conocido en México por sus habilidades en el fútbol americano, pero a fines de abril su estrellato se disparó.

Alarcón, de 21 años, oriundo de Monterrey, México, sorprendió a sus más de 20 mil seguidores en las redes sociales al compartir que había sido seleccionado como jugador para el equipo de entrenamiento de los Dallas Cowboys como parte del Programa Internacional de Iniciación de Jugadores de la NFL iniciado en 2017.

Junto con Alarcón, otros tres jugadores internacionales se unirán a equipos de la NFL. Según el sitio web oficial de la NFL, David Bada se unirá a los Washington Redskins, Matt Leo, a los Philadelphia Eagles y Sandro Platzgumme, los New York Giants.

Alarcón es el único jugador de México en este grupo.

Con 6 pies, 6 pulgadas y 320 libras, Alarcón parece un liniero ofensivo perfecto, pero también es humilde y dice que sus logros son regalos de Dios.

Alarcón es conocido por ser un campeón nacional de fútbol americano en México.

Obtuvo una beca para jugar en el Instituto Tecnológico y de Educación Superior de Monterrey.

Durante su carrera universitaria comenzó como tackle derecho e izquierdo. En 2019, contribuyó a que la escuela ganara el campeonato nacional de fútbol americano universitario mexicano con “Los Borregos Salvajes”.

En 2016, ayudó al equipo de México a ganar una medalla de bronce en el Campeonato Mundial Sub-19 celebrado en China.

Evidentemente, su talento era bien conocido y prometedor.

El Programa International Pathway Player no le era desconocido, de hecho, tenía una estrecha conexión con él.

En 2019, Máximo González, otro jugador del Instituto Tecnológico y de Educación Superior de Monterrey, tuvo la oportunidad de ser parte del programa y asistir al campo de entrenamiento.

“Jugó en tres copas mundiales y fue considerado el mejor liniero defensivo de México. Primero fue invitado, pero le preguntaron si conocía a otro mexicano que considerara bueno. Él habló sobre mí, les dijo mi altura y peso, les mostró mis videos y les dio mis contactos”, dijo Alarcón.

“Luego, alrededor de junio o julio de 2019, los visores vinieron a Monterrey y nos invitaron a mí y a mi familia a cenar. Me dieron la propuesta para el próximo año, pero acababa de someterme a una cirugía de un quiste en la espalda; eso les preocupaba”, dijo Alarcón.

Alrededor de diciembre de 2019, Alarcón mostró cuán rápido podía correr y saltar en su Monterrey natal durante las pruebas.

Después de dos semanas, recibió una llamada felicitándolo por ingresar al programa.

“En enero, viajé a Florida para entrenar con ellos y luego los Cowboys me seleccionaron, gracias a Dios”, dijo. “Lo bueno del Programa Internacional es que sabes con seguridad de nueve en el programa, cuatro serán seleccionados. Así es como al final seleccionaron cuatro y gracias a Dios que fui uno de ellos”.

Alarcón dijo que la sensación era algo así como cuando tomas un examen para el que estudiaste mucho pero no sabes si lo pasaste.

“Así se sintió. Al principio no podía creerlo, no te cae el veinte”, dijo, una frase común que se usa para decir que algo no los has dado por hecho. “Ahora, al darme cuenta de que soy un jugador de la NFL me hace pensar que tengo que comenzar a entrenar por ese lugar”.

Debido al COVID-19, su entrenamiento era incierto, pero Alarcón dijo que se suponía que debía irse a entrenar a fines de mayo.

Comienza como reserva, pero si la suerte y el destino resultan a su favor, Alarcón puede ascender en la lista.

Todavía no se ha graduado, pero dijo que lo hará. Está estudiando para especializarse en ingeniería: diseño automotriz.

“Desde pequeño siempre me han gustado los autos, y es una carrera que me gusta mucho. Te enseñan cómo crear un motor, qué combustibles usar, etc.”, dijo. “Soy uno de los que cree que tienes que estudiar y seguir tu carrera porque no puedes correr detrás de una pelota toda tu vida”.

Aún así, Alarcón ha estado haciendo exactamente eso desde que tenía 13 años.

Ha intentado otros deportes, como el béisbol, el baloncesto y el boxeo, pero Alarcón dijo que eso no era su fuerte.

“No creo que hubiera llegado tan lejos en ningún otro deporte”, dijo.

Para él, la mejor parte del fútbol americano es la compañía.

“Desde el principio, cuando estás en un equipo, lo tomas como un hecho, tendrás 70 amigos, 70 hermanos. Entrenas con ellos, entienden por lo que estás pasando, cuánto cuesta ponerte ese casco”, dijo. “No es un equipo donde solo uno brilla. Si quieres ganar, depende de todos, y eso me gusta mucho”.

Comenzó como un ala cerrada, pero cambió a liniero ofensivo en la universidad.

“Noté que era fácil para mí bloquear. Me sentí más fuerte. Poco a poco, comenzamos a crecer”, dijo.

Aunque Alarcón ganó seguidores y tuvo varias entrevistas para artículos, su objetivo nunca ha sido ser famoso, dijo.

“Me gusta la vida que viví antes. Es genial porque puedes enviar un mensaje y las personas pueden identificarse contigo y puedes ayudarlos a crecer. Pero la fama no es mi principal motivación”, dijo Alarcón.

El fútbol americano es algo a lo que su familia está acostumbrada. Es el segundo de tres hermanos que también son jugadores.

“Jugamos para el mismo equipo, los tres. Están súper felices por mí, pero nada ha cambiado en mi casa. Dicen que no les importa, soy un jugador de la NFL ahora, y eso me gusta. Todos somos iguales”, dijo.

El talento de Alarcón puede ser innato, pero él le da crédito a su equipo “Borregos Salvajes” por construir sus habilidades y resistencia.

“Algunas veces entrenamos y la gente se desmaya o vomita, pero creo que estaba listo para entrenar en Florida, pero aún así era difícil. Entrenamos cinco horas al día, pero también aprendí a estudiar el juego”, dijo.

Alarcón se quedó en Florida durante dos meses y dice que sabe que extrañará a su familia, la comida y su gente cuando se vaya.

“Nada como en casa”, dijo.

A finales de abril, recibió una videollamada de Zoom donde los Cowboys lo felicitaron oficialmente.

Scott Agulnek, director de comunicaciones del equipo, habló por Will McClay, vicepresidente de personal de jugadores de los Dallas Cowboys, en su llamada a Alarcón.

“Oye, Isaac, quería felicitarte de parte de la familia Jones, el entrenador McCarthy y Cowboys Nation. Estamos entusiasmados de que te unas a nosotros, un jugador de México”, dijo McClay en una llamada de cuatro vías con Alarcón, James Cook y Will Bryce, jefe de Desarrollo de Fútbol.

“Este es un gran asunto para el Sr. Jones. Queríamos mirar a los jugadores, y él estaba entusiasmado con la oportunidad de tenerte como número uno, como jugador y una perspectiva de línea ofensiva, y unirte a nuestro grupo”, dijo McClay.

“Tenemos la mejor línea ofensiva en la NFL. Creemos que podrá aprender de eso y representar bien a México. Estamos orgullosos de nuestra tradición mexicana, Cowboys y México tienen una larga historia juntos. El cincuenta y cuatro por ciento de los mexicoamericanos son fanáticos de los Cowboys”, dijo.

En el video, Alarcón luce nervioso pero emocionado. Lentamente saca una gorra de los Dallas Cowboys detrás de él mientras habla con McClay.

“Ahora para mí ser un jugador con ustedes, es como un milagro. Estoy muy agradecido, muchas gracias por la confianza. Prometo que no se decepcionarán de mí”, dijo Alarcón.

Por ahora, su futuro parece brillante, las expectativas son altas y el equipo está tomando nota.

“Al ver tu cinta y escuchar a todos los chicos, sé que tienes algunas cosas en las que puedes ayudar y podemos ayudarte a crecer. Es una oportunidad única en la vida”, dijo McClay.

© 2020 El Nuevo Heraldo. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten or redistributed.

Follow us on Facebook